‘Mundo Deportivo’ analiza la actuación de los fichajes del Eibar

U382016_001_20170822051836-k7rH-U43745579188nJ-980x554@MundoDeportivo-Web 'Mundo Deportivo' analiza la actuación de los fichajes del Eibar - Comunio-Biwenger

Marko Dmitrovic: una mano providencial ante Bastón y seguridad

Podían existir dudas sobre su titularidad, pero Mendilibar lo tenía claro y le dio la alternativa en La Rosaleda, cumpliendo con creces. El guardameta de Subotica se mostró muy seguro bajo palos. Atajó los pocos disparos a puerta que recibió, dominó su espacio aéreo y sacó una buena mano tras una buena volea de Borja Bastón que llevaba veneno. Dio tranquilidad a la zaga y supo frenar el ritmo del partido cuando el Málaga pretendió acelerarlo para intentar buscar el empate.

Paulo Oliveira: no quiso complicarse la vida y no arriesgó

Mendilibar cuenta a día de hoy con tres centrales y para comenzar el damnificado fue Gálvez. El técnico de Zaldibar apostó de salida por la dupla Ramis-Oliveira y el portugués cumplió. Es cierto que no quiso complicarse la vida y aunque sufrió a su espalda con Borja Bastón durante los primeros compases del encuentro, se rehizo para terminar mandando. Tranquilo con el balón en los pies se atrevió en alguna ocasión a dar salida al juego desde atrás.

José Ángel: de su zurda nació el gol de la victoria

Quien hubiera visto a José Ángel en su etapa en la Real Sociedad probablemente no se sorprendió de su actuación. El lateral asturiano fue de lo mejor del equipo y uno de los jugadores que más peligro llevó al área del Málaga. Formó una gran sociedad con Inui por la banda izquierda. Profundo y certero, sirvió el centro que supuso el gol de la victoria y lo intentó con un disparo lejano que no encontró portería. En defensa apenas estuvo exigido.

Joan Jordán: mejor en la destrucción que en la construcción

Ante la baja de Fran Rico por lesión y de Gonzalo Escalante por sanción, el gerundense fue el elegido para formar el doble pivote, relegando a Christian Rivera, que salió en la segunda parte, al banquillo. Tímido con el balón, Jordán quiso hacerlo fácil y no enredarse en exceso. Mejor en labores destructivas, ganando junto a Dani García el medio campo y la mayor parte de las segundas jugadas, tuvo un importante despliegue físico. Tiene que ir a más pero su puesta en escena fue esperanzadora.

Charles: seis remates a puerta para estrenarse

Ante los problemas físicos que atravesaba Sergi Enrich, el técnico armero dio la titularidad en punta de ataque a Charles, que formó pareja en vanguardia junto a Kike García. Ambos se entendieron a la perfección y fueron un dolor de cabeza para la zaga malacitana. El brasileño realizó seis remates a puerta y marcó el gol de la victoria en su vuelta a La Rosaleda. Generoso en la presión, el único pero es su falta de acierto porque antes del gol ya debió haber marcado.

Iván Alejo: cerca de media hora en la que mostró descaro

Había quien apostaba por la titularidad del pucelano, pero finalmente fue Rubén Peña quien ocupó la banda derecha del ataque del Eibar. Sin embargo, Alejo tuvo su oportunidad al salir en sustitución de Charles en el minuto 66. Su salida desplazó a Rubén Peña a la punta de ataque, ocupando el ex del Alcorcón esa banda derecha. Atrevido desde el inicio, dejó buenos detalles y fue de los pocos que pudo mantener el balón en su poder en los minutos finales

Artículos relacionados:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *